LA INDUSTRIA VA POR MÁS EN LA SIAL PARÍS 2018

 

La feria, que comenzó
hoy y se extenderá hasta el 25 de octubre, abrió sus puertas a miles de
importadores de todo el mundo. En el Pabellón Argentine Beef, desarrollado por el
Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (IPCVA), 28 empresas
comenzaron a hacer negocios.

Lo que estás leyendo ahora es un bloque de texto, el bloque más básico de todos. El bloque de texto tiene sus propios controles para moverlo libremente por toda la publicación…

París bien
vale un bife. Es lo que se desprende de la marea de importadores que inundó el
pabellón de las carnes en la Sial París, cuando la mítica feria de alimentación
abrió hoy por la mañana sus puertas. Una verdadera Babel de importadores y
exportadores, de todos los continentes, razas, religiones e idiomas que llegan
a la capital francesa con varios objetivos: comprar, vender, conocerse y
generar nuevos negocios.

“La apuesta del IPCVA
es cada año brindar mejores condiciones para que los exportadores argentinos
hagan buenos negocios que, en el corto y mediano plazo, van a mejorar a todos
los eslabones de la cadena de la carne”
, aseguró Ulises Forte, Presidente del Instituto quien,
junto a Mario Ravettino, recibieron a los empresarios en el stand de casi 800
metros cuadrados, concebido en torno a un restaurante de 30 mesas en el que los
importadores pueden degustar el mejor bife ancho y bife angosto de la
argentina.

“La gran recuperación
de las exportaciones de los últimos meses hace que esta Sial tenga
características especiales para los exportadores argentinos. Es muy importante
nuestra gran presencia en este evento en momentos en que aspiramos a llegar a
las 500 mil toneladas exportadas en el año, por un valor que podría alcanzar
los 2.000 millones de dólares”
, agregó Ravettino.

Es cierto
que los exportadores tienen este año “casi” todo vendido, con un mercado que
presenta valores estables (en torno a los 13.000 U$S la Cuota Hilton y 4.700
U$S el garrón y brazuelo congelado para China) pero con un dólar competitivo
que revitalizó la postura exportadora del sector.

No obstante,
siendo que como todos aseguran, en la Sial se dan cita los grandes referentes
de la alimentación pero especialmente los de la carne, las relaciones públicas
y los contactos juegan un papel fundamental.

“Es necesario tener una
gran presencia en las ferias internacionales, especialmente en Europa y en
China. Estos eventos se siguen profesionalizando y la gente que camina por
estos pasillos es muy importante en el mundo de la alimentación”
, reflexionó Carlos Riusech (Gorina),
y agregó: “Las ferias permiten algo que la tecnología no puede suplir: el cara a
cara. Acá es donde se toma la temperatura de las relaciones porque los números
se pueden cerrar a la distancia. Tiene que ver con las relaciones humanas, que
son una condición esencial para poder hacer buenos negocios”
.

“Nuestro país está muy lejos y así
como los importadores nos visitan nosotros también tenemos que venir a su casa.
Además, también se hacen nuevos clientes”
, acotó Hugo Borrel (Arre Beef), otro “histórico” de
la delegación argentina.

Más
pragmático en su análisis, Alberto Gorleri (Friar) comentó en los pasillos del
Pabellón de Carnes que, “además de ser
una presentación internacional de cinco días, siempre te llevás de acá un par
de compradores chinos nuevos”.

Por su
parte, José Somma (Santa Giulia), más “nuevo” en las lides internacionales, se
entusiasmó con la presencia de su firma en un evento de semejante magnitud: “Para nosotros es muy importante estar acá
porque estamos en nueva etapa. Hace un año que estamos exportando Hilton,  hace pocos días fuimos habilitados para
exportar a China y en enero vamos a producir también con certificación Kosher”
.

“En esta feria se
afianzan relaciones y vínculos que en algunos casos tienen más de treinta años.
Si no estás en esta feria, no existís en el mundo de la carne. Y si estás acá,
es la confirmación de que seguís existiendo”
, comentó Miguel Schiariti (CICCRA),
y Jorge Romero (Urien-Loza), que coincidió en calificar a la Sial como “la gran vidriera de Europa”, aseguró
que “además
de la fidelización, también nos sirve para programar algunos aspectos de la
Cuota 481”
.

Para Gustavo
Valsangiácomo (UNICA), la presencia del IPCVA contribuye para que la industria
argentina se destaque en un esquema de competencia cada vez más importante con
otros proveedores. “El crecimiento de nuestra presencia es proporcional al aumento de las
exportaciones”
, aseguró.

Por su
parte, los representantes de FIFRA no dudaron en calificar el evento como uno
de los momentos más importantes del calendario anual: “Estamos convencidos de que este
trabajo contribuye al incremento de las exportaciones, que hoy está llegando
casi al 18% del total de la faena”
, aseguró Sebastián Bendayán
(Presidente), mientras que Daniel Urcía (Vicepresidente) agregó que “para
las empresas es fundamental la presencia en este evento, especialmente para las
nuevas o las que están por acceder a nuevos mercados, porque acá se entiende
claramente quiénes son los jugadores y cómo es el negocio internacional”
.

Con uno de
los stands más imponentes del Pabellón de Carnes y una primera “ronda” de 450
bifes degustados en el exclusivo restaurante “Argentine Beef”, está claro que
este año la industria va por más en la Sial París.


Deja un comentario